Inicio Montajes, útiles y presentaciones

TUBO ANTIENREDOS

 

Como su nombre indica, estos tubos se usan para impedir que el bajo de línea se enrede en la línea principal. Para ello son fabricados con materiales suaves que escurren el bajo.

Pero el tubo antienredos no sólo se coloca para evitar enredos sino que también se coloca para que los peces no entren directamente en contacto con la línea principal. Como todos sabemos, el cuidado y el mimo de las capturas es uno de los principales pilares del carpfishing por lo que debemos mirar en primer lugar por la integridad del pez. Cuando el hilo o el trenzado está en tensión puede cortar e incluso mutilar a los peces durante la lucha, de hecho no es la primera vez que saco del agua peces con pequeños muñones donde deberían estar las aletas. Al igual que al realizar algunos lances me he cortado la yema del dedo.

Pescando con los fedder o plomos cebadores, en teoría, no es necesario el uso de tubo antienredos ya que el cebo de anzuelo se incrusta en el engodo y no hay posibilidad de enredo pero usaremos el tubo para velar por la seguridad de los peces.

Los tubos antienredos de Gardner tienen una terminación mate para que sea más difícil de detectar bajo el agua y lo más importante, son muy fácil de ensamblar en otros aparejos como tubos cónicos, clip de seguridad, fedder... Los podemos encontrar en tres colores: verde alga, marrón tierra y gris cieno, de esta forma podremos mimetizar nuestro aparejo en cualquier escenario de pesca.

Para usarlo correctamente debemos cortar como mínimo una longitud un poco superior a la del bajo que vayamos a usar, de esta forma impedimos que el anzuelo pueda entrar en contacto con la línea principal. Si usamos monofilamento o fluorocarbón lo cortaremos en forma de cuña. Comenzaremos a introducirlo por un extremo del tubo y succionamos por el lado opuesto para facilitar la labor. Si por el contrario usamos trenzado en la línea principal, tendremos que ayudarnos del un "tube threader", se trata de un alambre que nos permitirá enhebrar el trenzado para después hacerlo pasar por el tubo. Esta herramienta es indispensable en la caja de aparejos de todo pescador de carpas.

Si queremos reutilizar los tubos antienredos es recomendable resbalarlos arriba y abajo por la línea para conseguir que el cieno salga y podamos meter la línea la próxima vez fácilmente. También podemos dejar un trozo de hilo dentro y utilizarlo para meter la línea atándola con nudo simple y tirando cuidadosamente a través del tubo.

Si quieremos poner una bolita de caucho en el tubo, lo cortaremos en forma de cuña, será mucho más fácil de poner.

Nunca pegue los componentes del montaje, simplemente ensámblelos a presión.

Cuando un tubo se deteriore y no nos sirva de antienredos podemos cortarlo en trocitos de 5 a 10mm y usarlo de tope para boilies.



Optimizado para Explorer y FireFox- 1024x768.
Las marcas o productos mencionados en este sitio están registrados por sus respectivos propietarios.